37 años | 1984 - 2021

Logo INSUGEO Logo Conicet Logo UNT

Serie Correlación Geológica 24

Contribución de la Universidad Nacional de Tucumán al Conocimiento Geológico del Noroeste Argentino. Período 1930 a 1950.

Mario C. Alderete | Yolanda Vaca

Descargar trabajo en formato PDF

Resumen

CONTRIBUCIÓN DE LA UNIVERSIDAD NACIONAL DE TUCUMÁN AL CONOCIMIENTO GEOLÓGICO DEL NOROESTE ARGENTINO. PERÍODO 1930 A 1950.- El Noroeste argentino hasta 1930 era una región poco estudiada del país desde el punto de vista geológico. La Universidad Nacional de Tucumán, prácticamente, desde su fundación en el año 1912 fue creando instituciones que lentamente aportaron al desarrollo del conocimiento de la Tierra. Desde este mismo año con la incorporación del Museo de Historia Natural inicia con pequeños pasos su actividad geológica en la región, incluyendo en la estructura de la Universidad en el año 1921 la Carrera de Ingeniería de Minas cuyo destino fue incierto. Esta labor se continúa en 1937 con la creación del Departamento de Investigaciones Regionales el cual absorbiera las secciones del Museo referido en sus distintos institutos, allí se creaba entonces el Instituto de Mineralogía y Geología iniciándose así el sostenido crecimiento de los estudios geológicos y mineros con investigación y aportes de docentes, estudiosos en materias afines, quienes se empeñaron en relacionar sus especialidades con la investigación de la superficie y subsuelo de esta vasta región, y fueron encontrando, resultados altamente provechosos desde el punto de vista científico y técnico. Esta Institución fue altamente positiva para el NOA .Sin contar con geólogos recibidos, los siguientes investigadores y docentes, trabajaron y publicaron numerosos artículos especializados que enriquecían el acervo geológico del área, ellos eran: Dr. Abel Antonio Peirano, Dra. Zulema Catalina Chieza de Cetrangolo, Ing. Segundo Villareal, Dr. Pedro Amadeo Heredia, Dr. Wurmischdt, C.Odonell, C.Stubbe, G. Álvarez, y los Dres. F. Alfheld y E. Fossa Manccini, estos últimos, reconocidos geólogos externos a la Universidad.

En 1943 le llegó el turno a la enseñanza secundaria y es así que la UNT crea la Escuela de Minas de Jujuy, y subsidiariamente como un aporte a la industria petrolera nacional en 1947 se crea la Escuela de Petróleo en Vespucio (Salta).

Ambas nacen como una contribución a las necesidades educacionales requeridas por las perspectivas laborales de esas regiones, fundadas con la voluntad de sus pueblos las que con una mínima estructura comienza una experiencia que la Universidad irá mejorando y perfeccionando en los siguientes años. Es así que en 1945 designa al Sr. Abel A. Peirano como Interventor reorganizador de la Escuela de Minas, con asiento en Jujuy, para reencauzar la misma.-

El esfuerzo que la Universidad venía realizando para tener medios para desarrollar la Geología se potencia cuando el PEN por Decreto del año 1946 crea en Jujuy el Instituto de Geología y Minería fusionando la Escuela de Minas con el Instituto de Mineralogía y Geología de Tucumán. La tarea es ímproba, con la decisión del Rector Descole y el tesonero trabajo de Peirano se logra traer de Europa varios especialistas los que integrados a este centro de investigación y desarrollo constituyeron las bases de las Carreras de Geología e Ingeniería Geológica Desde allí se investiga sobre la geología y minería de gran parte de Salta, Jujuy y, muy especialmente, el área de Agua de Dionisio en Catamarca.

En 1950 la UNT resuelve volver a Tucumán con un organismo que estudie estos temas y lo hace con Peirano y el Instituto de Geognosia que tendrá su asentamiento en el Instituto Lillo.

Ya casi fuera de los límites que abarca este trabajo agregamos que en el año 1951 la provincia de Salta crea su Escuela de Ciencias Naturales que luego la UNT transforma en Facultad de Ciencias Naturales en diciembre de 1952 abarcando sus planes de estudios la carrera de Geología. Con esta revisión documental se trata de reconstruir el esfuerzo de la U.N.T. puesto al servicio de las ciencias geológicas y algunas de sus herramientas a través de la creación de centros de estudios geológicos mineros a nivel de Museos, Institutos secundarios y universitarios conformados por una pléyade de investigadores y docentes.

Para la confección de esta memoria y el papel que le cupo en esta ciencia se consultaron: archivos y publicaciones de la Universidad, libros de actas, legajos, memorias, compilaciones históricas, discursos. Como así también, diarios locales y publicaciones periodísticas.

El desarrollo de tan importante tema permite comprender el concepto social, regional e integral de nuestra Casa de Altos Estudios, los resultados de aquella experiencia, las circunstancias políticas y sociales de la época, indicando la trayectoria de sus protagonistas, los hombres que con su aporte mostraron el potencial geológico del norte argentino.

Abstract

CONTRIBUTION OF THE NATIONAL UNIVERSITY OF TUCUMAN TO THE GEOLOGICAL KNOWLEDGE OF THE ARGENTINIAN NORTHWEST. PERIOD 1930 TO 1950.- Until 1930, the Argentinean northwest was an almost unknown region from the geological point of view. Virtually since its foundation, the National University of Tucumán created institutions that contributed to the development of knowledge about the Earth. From this same year, with the incorporation of the Museum of Natural History, geological activities begin in the region. Later, in 1921, the Career in Mines’ Engineering is included in its structure. However, its fate is uncertain. This work continues in 1937 with the creation of the Department of Regional Investigations merged, among others, with the Institute of Mineralogy and Geology.

In 1943, as a contribution to the educational needs required by the regional labor perspectives, the Mining School is created in Jujuy. Subsequently, the Oil School is opened in Vespucio (Salta) in 1947 as a contribution to the national oil industry. This experience starts with a small structure that the House of Studies will improve and perfect in the following years.

The effort that the University was making to develop Geology strengthens when the PEN, by Law of 1946, creates the Institute of Geology and Mining in Jujuy. Thus the School of Mines is merged with the Institute de Mineralogy and Geology of Tucumán. Through the resolution of the Dean Descole and the tenacious work of Peirano, the recruitment of European specialists in the field is achieved. By their integration to this center of investigation and development, the bases of the Careers in Geology and Geological Engineering are built. Researches into geology and mining of great part of Salta, Jujuy, and especially, the area of Agua de Dionisio in Catamarca are done from there.

In 1950, geological investigations return to Tucumán through the creation of the Institute of Geognosy. This is projected by PhD. Peirano.

Outside the boundaries of this work, we append that, in the year 1951, the province of Salta creates the School of Natural Sciences. Finally, the UNT transforms it into Faculty of Natural Sciences in December of 1952, including in its curricula the Career in Geology.

The writing of this report intends to highlight the results of that experience, and the social and political circumstances of the time. It points out the background of the protagonists, who proved the geological potential of the Argentinean northwest with their contribution.

< Volver